fbpx
hablar inglés

Hablar inglés es uno de los sueños más populares en las personas, es por eso que las academias de idiomas son un negocio lucrativo, pero ¿y si te decimos que hay trucos muy sencillos que te ayudarán a acelerar tu proceso de aprendizaje? A continuación, Fernando Cortés, lingüista y experto creador de contenidos en la plataforma Nexper, nos contará de qué se trata.

Si bien aprender inglés se ha vuelto un lugar común en la mente aspiracional de todo el mundo y -por qué no decirlo- a veces una obligación cliché en el mundo laboral; en su defensa debemos decir que hablar inglés, así como aprender cualquier otro idioma diferente al nativo; es abrir la puerta a otra forma de percibir la realidad, una experiencia que se vive con cierta fascinación, ya no por alardear de poder hablar un segundo (o tercer) idioma, sino también por poder comparar el funcionamiento de nuestra mente al alternar entre un idioma y otro.

También te podría interesar: Siete consejos para evitar que cunda la arrogancia en el trabajo

I love you no necesariamente es te amo. Una de las ventajas que recurrentemente promuevo entre los participantes de mis cursos es la posibilidad de poder tomar distancia emocional de la realidad, sí, uno de los efectos de poder nombrar la realidad en un idioma diferente al materno es sentir de una manera un poco más artificial aquello que nos ocurre. Quizás, una emoción que se siente muy intensamente, como la ira o el dolor o una de esas tragas mal, puede moderarse si somos capaces de reaccionar a ella en inglés (o en cualquier otro idioma), ya que al ser un idioma aprendido a través de un proceso cognitivo articulado con una técnica racional, esto nos permitirá un escape de nuestro idioma natal, con el cual sentimos de manera más genuino.

Más allá de poder rankear tus habilidades desde A1 a C2, hablar inglés o cualquier otro idioma es un proceso muy divertido que dura toda la vida, sin más preámbulo te presento 4 consejos para que aceleres tu proceso de aprender inglés, usándolos en tus micro-momentos libres.

La mesa es table, la puerta, door, y el florero…?

En clases aprendemos mucho vocabulario, usamos situaciones en las que hay diferentes objetos, los cuales se van hilando en nuestro entramado bilingüe. Además, aprendemos todas las palabras que el profe nos enseña, hacemos todos los talleres y ganamos los exámenes; pero ¿cómo sabemos si se nos está escapando algo? Se calcula que el inglés tiene cerca de 500 mil palabras, algunas muy raras y en desuso, claro está. Sin embargo, queda el nada despreciable número de 20 o 30 mil palabras usadas activamente.

Una de las técnicas que sugiero para aumentar constantemente tu vocabulario es que des un vistazo a los objetos a tu alrededor e intentes nombrarlos todos en inglés. Aprovecha la hora de la ducha o cuando olvidas el celular al entrar al baño, notarás que algunas o muchas de las cosas a tu alrededor se te escapan a la hora de nombrarlas en tu segundo idioma. No olvides buscar su traducción para incorporarlas en tu repertorio. ¡Ah! por cierto, florero en inglés es flower vase.

Habla sola(o)

Otro truco excelente para mejorar tu pronunciación es tratar de planear -o refunfuñar- hablando en inglés. Todo el tiempo estamos haciendo planes, anhelando o quejándonos de algo, una idea divertida es tratar de usar esos momentos de diálogo interno para practicar lo que hemos aprendido. Al principio serán diálogos llenos de baches, chocarnos con estas palabras que no conocemos será una invitación para buscar su traducción y su mejor uso. Con un poco de dedicación, ya no solo podrás hablar en inglés, también podrás pensar en inglés.

¡Karaoke time!

Ya sé que es una de las más cliché, pero no hay mejor manera de despertar el apetito voraz por aprender palabras nuevas que cuando están hiladas en la letra de una canción sabrosa. Canta canciones para ver cómo se escribe y cómo se pronuncia y, desde luego, qué significa. Un idioma es una forma de música, y ponerle ritmo potenciará mucho la capacidad para aprender nuevas palabras.

Lee también: Cómo mejor la experiencia de tus participantes de tus cursos virtuales

Aprender inglés como una llave, no como una obligación

Hay muchas técnicas para aprender, trata de usar siempre las más divertidas, siempre pensando en que hablar inglés es una herramienta para acceder a otro mundo. A un mundo en el que las películas no están mediadas por sobre-explicadas y políticamente correctas traducciones mexicanas que eliminan el 80% del humor y la crudeza natural de los diálogos, o un mundo en donde lo pensamos dos veces para comprar esa camiseta con el estampado de I’m with a jackass.

Espero que estos consejos te ayuden a enfilar tus tiempos libres para seguir aprendiendo.

Post relacionados

No Comments